Listado

de nombres

genéricos

 

Acido acetilsalicílico (aspirina)

Acido mefenámico

Celecoxib

Clonixinato de lisina

Diclofenac

Diflunisal

Fenoprofeno

Ibuprofeno

Indometacina

Ketoprofeno

Lornoxicam

Meloxicam

Naproxeno

Nimesulida

Piroxicam

Rofecoxib

Salicilatos

Sulindac

 

 

Indice general

Buscador por palabras

Consulta

 

MEDICINA para la AUTOORGANIZACIÓN
Dolor Persistente y Otros Problemas Complejos


 

MEDICAMENTOS

ANTI-INFLAMATORIOS (AINES)

Efectos Tóxicos

 

Dr. Pablo Rubén Koval
Médico Especialista


Noticia: el propoxifeno (analgésico opiáceo, no antiinflamatorio),
es tóxico

El propoxifeno o dextropropoxifeno (Klosidol, NR; Supragesic, NR; etc.) un analgésico opiáceo utilizado para tratar dolores leves a moderados, puede causar toxicidad cardiaca grave, incluso cuando se usa a dosis terapéuticas. La FDA concluyó que los riesgos de propoxifeno son mayores que sus beneficios para el alivio del dolor en las dosis recomendadas. Los resultados del nuevo estudio demostraron que cuando se tomó propoxifeno en dosis terapéuticas, hubo cambios significativos en la actividad eléctrica del corazón: prolongación del intervalo PR, ensanchamiento del intervalo QRS y complejo QT prolongado. Estos cambios pueden aumentar el riesgo de ritmos cardiacos anormales graves.
Más información en http://tinyurl.com/Mac-fdacomplet

La EMEA había resuelto el retiro del dextropropoxifeno el año pasado (http://tinyurl.com/Mac-emeadpropo) concluyendo que los riesgos eran superiores a los beneficios.
En españa la AEMPS finalmente comunicó, que la suspensión de comercialización de dextropropoxifeno se haría efectiva a partir del día 1 de octubre de 2010 (ver http://tinyurl.com/Mac-aempspropo).


Hay analgésicos con propiedades antiinflamatorias y otros que carecen de esas propiedades. Los efectos tóxicos que se presentan a continuación son causados por las propiedades antiinflamatorias.

Existen numerosos analgésicos-antiinflamatorios empleados para alivio del dolor en general y para el dolor de causa reumatológica o traumatológica, en particular. Tienen todos propiedades comunes, no obstante, para el paciente individual alguno puede ser más efectivo y/o menos tóxico que otro. Algunos productos farmacéuticos comercializados son en realidad una combinación de dos o tres antiinflamatorios, lo cual potencia el efecto tóxico de cada uno de ellos. El uso de diferentes productos farmacéuticos, aunque sean tomados en diferentes horarios, también potencia los efectos tóxicos. El uso de antiácidos o el tomar la medicación con la comida reduce la toxicidad gastrointestinal, pero no todos los demás efectos tóxicos.

Los numerosos y a veces graves efectos tóxicos de los antiinflamatorios explican uno de los motivos por qué nuestro enfoque terapéutico se basa en la medicina para la autoorganización (terapia neural, modulación neuromuscular, odontología neurofocal).

Los efectos tóxicos gastrointestinales pueden aparecer poco después de comenzado el tratamiento, los demás efectos tóxicos, en general, aparecen con el tratamiento prolongado (semanas-meses)

En el individuo portador de enfermedades crónicas y en los mayores de 65 años la toxicidad de estos fármacos se multiplica. La mayoría de los estudios farmacológicos sobre toxicidad de los antiinflamatorios se ha hecho en individuos jóvenes y sanos, o sea que, en realidad, se desconoce la verdadera dimensión del daño que causan en el adulto mayor, en el anciano y en la persona enferma. 

Los efectos secundarios que se han descrito son los siguientes:

Toxicidad gastrointestinal

  • dispepsia (malestar digestivo)

  • anorexia (pérdida del apetito)

  • úlcera gástrica o del intestino delgado

  • hemorragia digestiva aguda, hemorragia digestiva crónica 
    (pérdida de sangre o materia fecal negro alquitrán)

Teóricamente el rofecoxib y el celecoxib no causarían efectos secundarios gastrointestinales aunque sí pueden causar todos los demás efectos tóxicos que se mencionan a continuación.

Toxicidad renal

  • insuficiencia renal aguda (puede requerir diálisis)

  • nefritis intersticial, necrosis papilar (pueden causar insuficiencia renal y  necesidad de diálisis)

  • retención de sodio y agua  (puede causar hipertensión arterial, insuficiencia cardíaca, edema agudo de pulmón)

  • hiperpotasemia (puede ser causa de arritmias cardíacas y paro-muerte)

Toxicidad hepática

  • hepatitis tóxica

Toxicidad en el Sistema Nervioso Central

  • cefaleas (dolores de cabeza)

  • acúfenos  (ruidos o zumbidos en los oídos)

  • síndrome confusional (confusión, delirio, desorientación, alucinaciones)

  • trastornos de la personalidad

Toxicidad en la mujer embarazada

  • preeclampsia (retención de líquido, hipertensión arterial)

  • trabajo de parto prolongado

  • aumento del riesgo de hemorragias

Toxicidad en el feto y recién nacido

  • persistencia de hipertensión pulmonar

  • estrechamiento prematuro del ductus arteriosus

  • incremento del riesgo de hemorragias

Otros efectos secundarios

  • urticaria

  • anafilaxia (edema de glotis)

 

Lectura complementaria

Medicina para la autoorganización

Terapia neural

Clonazepán, efectos tóxicos y adictivos

Pregabalina, un medicamento hecho a medida

Capítulo destinado a los profesionales de la salud


Indice General    Buscador por palabras    Consulta

Publicado desde el 9/8/2000.
 Actualizado en forma permanente.
Copyright © 2012 [Dr. Pablo R. Koval].
   Reservados todos los derechos.